¿Conoces el origen de Silicon Valley?

La historia de silicon valley

Silicon Valley: el lugar que vió nacer a Apple, Microsoft y otros gigantes.

Al sur de la bahía de San Francisco en Estados Unidos, se encuentra un valle que fue la cuna del desarrollo de la microinformática y que hoy es el lugar con más concentración de empresas tecnológicas en el mundo.

Ubicado en el estado de California, el nombre Silicon Valley se relaciona actualmente con el sector de la alta tecnología de Estados Unidos y representa la innovación y liderazgo en el desarrollo de la informática, los ordenadores, páginas web y redes sociales, con sedes de las principales empresas del mercado.

Sin embargo, “Silicon Valley” no hace referencia a un lugar geográfico, sino que es un apodo que se popularizó en la década del ‘70 haciendo referencia al silicio y la multitud de empresas de tecnología que fabricaban chips de este material en la zona.

El nombre fue oficial cuando el periodista Don Hiefler publicó en 1971 varios artículos referentes a “Silicon Valley” y su crecimiento, en la revista Electronic News. Para finales de la década, ya era el nombre oficial de esta meca de la informática.

Actualmente, podemos encontrar allí a gigantes como Google, Apple, Facebook, Intel o Ebay, pero también pequeñas empresas o start-ups que mantienen vivo el espíritu emprendedor que le dió impulso Silicon Valley.

La ubicación: factor clave en su desarrollo

Si bien el crecimiento acelerado de la zona se produce por muchas causas, hay una característica que pesa más sobre las otras: su localización. El genial clima, las buenas conexiones de servicios y red de transportes, la presencia de Universidades y el impulso de unos ambiciosos jóvenes fueron los principales causantes del nacimiento de Silicon Valley.

Este lugar está sobre la costa californiana, que goza de un muy buen clima durante todo el año, y esto no es un dato menor. No hace demasiado calor ni demasiado frío, por lo que el buen clima sumado a la belleza natural por sus paisajes, hacen que sea un lugar muy elegido para vivir.

Por otro lado, en esta zona se encuentran dos de las universidades más prestigiosas del país, que atraen a jóvenes estudiantes cada año. En el año 1868 se fundó la Universidad de California y en 1885 la Universidad Stanford, creada por el senador y gobernador del mismo apellido en conmemoración al fallecimiento de su hijo. Estas dos Universidades formaron muchos de los jóvenes que luego darían inicio a Silicon Valley.

La presencia de bases militares de la segunda guerra mundial también ha facilitado el desarrollo de Silicon Valley, ya que el ejército contaba con la colaboración de las universidades con proyectos tecnológicos, que impulsaban las carreras relacionadas al sector. Finalizada la guerra, algunos soldados decidieron quedarse en la zona para estudiar y dos de ellos, William Hewlett y David Packard, fundaron la empresa HP luego de terminar sus estudios en ingeniería electrónica.

La empresa HP se instaló junto con otras en el Parque Industrial de Stanford, creado en el año 1946 por propuesta del decano de la Universidad de Stanford. Con este proyecto, se aprovecharon unos terrenos vacíos de la universidad y se crearon puestos de trabajo para los graduados.

Por otro lado, este valle se encuentra muy cerca de la ciudad y cuenta con buenos servicios y red de transporte. Estas cualidades y la gran afluencia de gente por las universidades, impulsaron a la empresas a elegir la Bahía de San Francisco como base de sus operaciones.

la historia de silicon valley apple park
Apple Park Silicon Valley

Pero la verdadera historia de Silicon Valley comienza dentro de la empresa de un profesor de la Universidad de Stanford, William Shockley que fabricaba transistores de silicio. Debido a su mala conducción y por la ambición de sus empleados, 8 jóvenes abandonaron la empresa y comenzaron a formar su propio camino.

La historia comienza con 8 traidores

Aunque suene extraño, el inicio del sector que más concentración de empresas de tecnología tiene en el mundo, inició gracias a 8 traidores con grandes aspiraciones. Todos ellos trabajaban en la empresa Shockley Semiconductors, fundada por el profesor de la Universidad Stanford.

Por su mala visión sobre los negocios y falta de liderazgo, Shockley perdió a 8 de sus empleados, que juntos fundaron Fairchild Semiconductors y dieron inicio al famoso Silicon Valley. Esta empresa, que sigue existiendo hoy en día, sirvió de incubadora para otras que fueron ocupando el terreno poco a poco.

Estos 8 traidores eran: Julius Blank, Victor Grinich, Jean Hoerni, Eugine Kleiner, Jay Last, Gordon Moore, Robert Noyce y Sheldon Roberts, y seguro que alguno de sus nombres te suena si eres un aficionado de la informática y su historia.

Todos tomaron luego caminos distintos, por ejemplo Kleiner se convirtió en inversor de varias empresas tecnológicas, Noyce y Moore fundaron Intel y Last, Hoerni y Roberts crearon Teledyne Technologies. Otras de las empresas que surgieron en ese valle fueron: Segway, Netscape, AOL, Google, Flextronics y muchísimas más.

Pero la traición tiene un costo, y dentro de las empresas de los “8 traidores”, hubo también otros nuevos traidores que se iban y formaban sus propias empresas, haciendo crecer Silicon Valley. Los más famosos de la nueva generación de traidores fueron Jobs, que trabajaba en Atari, y Wozniak, que trabajaba en HP, que renunciaron a su trabajos y fundaron más tarde Apple.

Crecimiento tecnológico

Para ese entonces, el crecimiento tecnológico del valle estaba en marcha. Cada vez surgían más y más empresas, apoyadas por el desarrollo de la microinformática y el inicio de la producción de ordenadores personales en la década del ‘70.

En Silicon Valley también se desarrolló la fusión de electrónica y dinero, siendo PayPal una de las empresas más importantes en este rubro. En estos momentos es donde comienza también el desarrollo de páginas web exitosas en el valle, la mayoría financiadas por lo que se conocía como “PayPal mafia”.

Esta “mafia” era un grupo de jóvenes intelectuales, dirigidos por Peter Thiel, que buscaban formas de emprender en el nuevo mundo online. De este grupo, surgieron empresas como LinkedIn, Reddit, Youtube, Yelp y otras webs exitosas.

De las Big Four Tech Companies, dos de ellas nacieron en Silicon Valley. Con este nombre se denomina a las 4 empresas de Estados Unidos que brindan servicios online o productos informáticos que dominaron el mercado en la década del 2010. Estas son Facebook, Amazon, Apple y Google, siendo las últimas dos originarias de Silicon Valley.

El efecto “Silicon Valley” en el mundo

Hoy en día, las empresas que son parte de Silicon Valley o deciden instalarse allí tienen un gran prestigio y atraen una infinidad de inversores. El desarrollo de la innovación tecnológica, la industria nacional y la generación de puestos de trabajo es un combo que cualquier país ve como algo favorable y querría replicar.

El desarrollo de Silicon Valley en el sector tecnológico, se vió influenciado por muchos factores, pero la idea de tener en un mismo lugar a los más grandes fabricantes y creadores de tecnología interesó a muchos otros países, que buscaba impulsar la industria y generar capital.

A pesar de que Silicon Valley se relaciona con el rubro tecnológico, la prosperidad en la Bahía de San Francisco no está reservada sólo a empresas informáticas, sino que otras de indumentaria, alimentación y más han florecido. En este lugar se combina la buena legislación, el clima ideal y el talento, dando paso a varios modelos de negocios.

Otros países quisieron replicar el fenómeno Silicon Valley, incluso utilizando el mismo nombre como el Silicon Valley israelí o el irlandés. En España, podemos ver la influencia de Silicon Valley en: Málaga Valley y Tetuan Valley como epicentros de desarrollo empresarial, pero dejando de lado la palabra “Silicon” para no atarse únicamente al mundo tecnológico.

Sin embargo, el crecimiento en Silicon Valley no fue planeado, ni tampoco es algo que puede ser replicado al milímetro. Su creación fue el resultado de un conjunto de factores que dieron fruto a este lugar tan único. Uno de sus motores fue el impulso de las personas que creyeron en su propio potencial y se aventuraron a armar sus propias empresas, asistidos también por un momento ideal en que la tecnología estaba en pleno auge.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*